lunes, 13 de junio de 2016

YO ME CONOZCO 100%





Hace pocos  días a la consulta vino una paciente nueva con la que tuvimos nuestra primera conversación en la oficina, conversábamos un poco acerca de sus expectativas de tratamiento y sobre todo de sus expectativas post tratamiento. Una de las frases que más me impacto de nuestra conversación fue justamente la del título de este post del blog: YO ME CONOZCO 100% .La respuesta era alegada por mí; porque justamente hablábamos de si sabia cuantos dientes estaban enfermos con caries o si contaba o no con placa o sarro al rededor de las encías y no fue así.

Conocerse físicamente es una misión que siempre debemos recomendar, en nuestro caso como odontólogos el autoexamen bucal es algo que pocos pacientes hacen  comúnmente y mucho menos lo tiene instaurado como una rutina por lo menos mensual para reconocer con facilidad nuestras estructuras. El objetivo del auto examen es prevenir las enfermedades bucales, para que nosotros podamos realizar un diagnostico temprano y por lo tanto un tratamiento temprano también.

Debemos observar la presencia de cambios de color, forma , tamaño y consistencia de las mucosas de la cavidad bucal y se deben de tomar en cuenta el tiempo de evolución de alguna anormalidad. Así como los cambios de color forma y tamaño de los dientes, porque existen casos como dientes con endodoncia que pasado un tiempo van oscureciendo por la perdida natural de a pulpa que antes les daba vitalidad.


Y desde cuando podemos empezar a realizarnos este autoexamen?  Pues podemos hacerlo desde pequeños, inicialmente será guiada por los padres y poco a poco el niño podrá realizarlo solo; puede ir revisando la erupción y perdida de los dientes de leche, observar la cantidad de dientes según la edad, la posición, presencia de placa bacteriana con un revelador de placa y de manera importante observar la erupción de la primera molar inferior que es de los primeros dientes de adulto que saldrán y debemos empezar con mucho énfasis su cuidado.

 Entonces comencemos el proceso siempre animosos;motivándonos diciendo: Hago esto porque es bueno para mi y para mis niños. Y empezamos:


1.- Lávate bien las manos y colócate frente a un espejo con buena iluminación.
 2.- Cuando vamos  a realizar un autoexamen bucal también es bueno revisar las zonas adyacentes a ella, el cuello no debe presentar protuberancias y debemos palpar con cuidado las zonas  del cuello que se encuentran alrededor de la mandíbula.

 3.-Observa y palpa los labios por dentro y por fuera con tus dedos siguiendo un trayecto en forma de ovalo, es decir de la región posterior superior del lado derecho del fondo del saco continua en la parte inferior, hacia el frente deslizándolo hacia el lado izquierdo y terminando por la frontal del labio superior, tus labios deben de ser lisos, hidratados, brillantes, y de color rosa coral, consistencia firme y sin presencia de nódulos., úlceras o grietas. Es normal que por dentro existan pequeños gránulos en el labio inferior; pero sólo en esa zona.




4.- Cuenta , observa y palpa tus dientes y toca las encías por todos sus lados, las encías deben de ser de consistencia firme, brillante, de color rosa coral a rojo claro, libre de sangrado a la palpación, entre los dientes deben de tener un puntilleo en forma de cáscara de naranja y sobre todo NO deben sangrar ante el cepillado, al tacto y mucho menos al hablar. Los dientes deben de estar firmes en la encía, no deben tener desgaste que cambien su forma, haciéndolos ver como si les faltara una parte, el color debe ser por lo general blanco amarillento variando estos colores de acuerdo a las condiciones raciales.



4.-Observa y palpa la cara interna de las mejillas bien hidratadas, de color rosa coral, a nivel de los molares superiores se presenta los conductos de las glándulas salivales las cuales deben de ser permeables y ligeramente abultadas, así mismo a ese nivel se presentan pequeñas marcas de los dientes siendo estas indoloras.



5.-Observa y palpa todas las caras de la lengua, hacia ambos lados y sus bordes laterales, la lengua debe de tener gran movilidad tanto lateralmente como hacia fuera y hacia adentro, su color rosa coral libre de placas blanquecinas, consistencia firme, lisa y brillante.



6.- Observa y palpa el piso de la boca, al elevar la lengua hacia el paladar presenta un pliegue llamado frenillo lingual, el cual en forma natural permite desplazar la punta de la lengua al paladar.

7.- Observa y palpa el paladar el cual es de consistencia firme en sus dos tercios, en su parte posterior es blando, al parte final se presenta la úvula y los pilares amigdalinos; en la parte anterior a partir de los dientes frontales presentan unas pequeñas rugosidades, las cuales aumentan de tamaño con cambios térmicos o alimentos ácidos, libres de dolor a la palpación.

Por si esto no fuera suficiente les dejo este vídeo para que uds. pudieran realizar el autoexamen con mayor facilidad.


video



Entonces con todas estas especificaciones de cómo deben ser y estar nuestras estructuras anatómicas en la boca y a su alrededor, podemos ir vigilando que todo vaya ok. ¿Y tú cuando vas a empezar a realizarte este autoexamen de manera rutinaria? Recuerda que sólo necesitas empezar y espero que con esta ayudita, empieces hoy.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario